El presidente de la Asociación Venezolana de la Industria Química y Petroquímica (Asoquim), Francisco Acevedo, aseguró que el nuevo control de precios impulsado por el Gobierno nacional producirá el cierre paulatino de las empresas en el país.

Acevedo explicó que los precios acordados perderán vigencia en medio de la hiperinflación, de manera que se profundizará la escasez y se generarán mercados paralelos de los diferentes productos controlados.

“El problema fundamental es que los controles de precios solo van a seguir generando desabastecimiento y escasez”, señaló durante una entrevista para Unión Radio.

Indicó que el Gobierno no posee la capacidad para actualizar constantemente los precios frente a la dinámica actual de la economía.

“Aunque el precio hoy, es el precio que pueda funcionar para las empresas, en cuestión de dos semanas se vuelve obsoleto (…) el gobierno no puede manejar la dinámica de una revisión constante de los costos”, subrayó.

Apuntó que frente a las nuevas medidas del Ejecutivo desaparecerán las materias primas y posteriormente se generará un cierre paulatino de las empresas nacionales.